domingo, 29 de junio de 2008

El Club y el Clan


Ahí nos escracharon en acción a Agustín y a mí, en el flog de Sr. Tomate, cantando y pogueando la lírica onírica de Crisis energética en el Club de Correos (circa cuatro de la matina). En ese momento volaba de fiebre gripal (que soportaba gracias a varias botellas de cerveza y otras sustancias), pero me sentía feliz gracias al triplete platense de recitales. Ahora, como dice la sabia frase hecha, nadie me quita lo bailado.

1 comentario:

srta.pola dijo...

tapa de tu primer novela